Haz tu propio camino

×

Dinos tus preferencias y te enviaremos un email con opciones a tu medida

  • 25 kms / día aprox.
  • 70 kms /día aprox.

Regimen no disponible

Haz tu propio camino

×

Gracias por planificar con Pilgrim!

¿Más Información?

Infórmate sin compromiso pulsando el botón inferior y un agente especializado se pondrá en contacto contigo para resolver todas tus dudas. Obtendrás un 5% de descuento solo por informarte

Rúa Nova

Es una de las calles de la vieja ciudad de Compostela dentro del recinto amurallado que conserva su aspecto señorial.

El nombre de la calle se remonta a su trazado en el siglo XII, bautizándose como “Vicus Novus”, ya que en la calle original existía únicamente su paralela  Rúa del Villar. Fue conocida también como Rúa do Bico (del Beso).

El peculiar clima de Santiago hace de los soportales de la zona vieja un rasgo significativo de la ciudad, aunque estuvieron a punto de desaparecer por completo en el siglo XIX. Esto fue debido al gobierno municipal de corte liberal que en 1866 propone la demolición de los soportales por considerarlos un riesgo para la higiene pública, ya que tendían a cubrir a la multitud e impedir el tránsito ligero. Por suerte, la desaparición de los soportales solo fue parcial y hoy se mantienen en la Rúa Nova. Sin embargo en sitios como la Azabachería, Cardenal Payá, y muchos de la Rúa del Villar sí se llegaron a derribar.

En esta calle se encuentra uno de los templos románicos de la ciudad: Santa María de Salomé, del siglo XII, que conserva su pórtico original. También, en solar donde anteriormente se encontraba las dependencias del SEU (Sindicato Español Universitario) ahora se encuentra el Colegio de Cristo Rey. El SEU se incendió en los años 50, desapareciendo así multitud de fichas policiales de los estudiantes de Santiago, para alegría de algunos.

El Palacio de los Condes de Santa Cruz está habitado por las Monjas del Servicio Doméstico. Fue una vez hogar de Juan de Armada y Mondragón, comandante del Batallón Literario de Santiago de Compostela que luchó contra el ejército francés durante la Guerra de Independencia. También fue sede de la Capitanía General de Galicia, donde se recibió la más que probablemente primera carta bomba de la Historia. Le explotó en las manos al General Nazario Eguía, causándole graves heridas.

También podemos ver en esta calle la legendaria Casa das Pomas, justo en frente del Palacio de los Conde de Santa Cruz, diseñada en el siglo XVII por Diego Romay y que recibe su nombre de la decoración frutal que cubre su fachada.

EL Palacio de Pedrosa, ubicado al final de la calle, fue durante muchos años el Hotel España, posteriormente un restaurante y actualmente es un edificio de viviendas con comercios en el bajo.

El Palacio de los Condes de Ramiranes se construyó en el lugar donde hace siglos se encontraba el Estudio Viejo de Santiago, el germen de la Universidad y posteriormente en 1620, Colegio de los Irlandeses. Más recientemente fue el lugar de la Cámara de Comercio de Compostela hasta que esta se trasladó a San Pedro de Mezonzo.

Recientemente se rehabilitaron para el ocio urbano dos espacios culturales de la historia de la ciudad: el Salón de Teatro, donde se proyectaron las primeras películas que llegaron a Santiago y el Teatro Principal. Muchos de los decorados de principios del siglo XX habían sido diseñados por el padre de Isaac Díaz Pardo.

Al principio de la calle podemos encontrar dos comercios emblemáticos de la ciudad: la Cerería de Touriño y la Tienda de la Bella Otero, probablemente los negocios más antiguos de la ciudad.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR